Murano y Burano: la Venecia tranquila

Una de las cosas innegables de la vida, aparte de que el cielo es azul, es que no hay nada que mate tanto a Venecia como el turismo. Así es. Esas estampas idílicas de los paseos por la Plaza de San Marcos, esas travesías en góndola, el comerte una pizza a orillas del Gran Canal… dejan de ser románticas cuando giras la cabeza y hay mil chinos sacándote una foto. Sin embargo hay un rincón de Venecia que conserva todo ese encanto sin sufrir empujones. Hablamos de las islas de Murano y Burano, sinceramente, lo mejor de mi paso por Venecia. Leer más Sobre Murano y Burano: la Venecia tranquila

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies