Una tarde en el Museo de Historia Natural, Londres

Pasear por las calles de Londres es todo un placer. Pero sin lugar a dudas uno de los barrios más interesantes (y lujosos) de la ciudad es el de South Kensington, además de ser uno de los más glamurosos y exclusivos. Dentro de la llamada Exhibition Road se localizan tres grandes museos: El Museo de Ciencia, el Museo de Historia Natural y el Victoria & Albert Museum. Nosotros visitamos, allá por 2012, el Museo de Historia Natural, uno de los más importantes del Mundo.




El edificio, de estilo neorrománico, es espectacular. Casi parece que estamos en una enorme Catedral más que en un museo. Su origen estuvo muy ligado al Museo Británico (de todo menos británico, como recordamos en nuestro post de esta visita). Aunque parezca increíble la colección que hay en el museo es todavía más inmensa que el propio edificio.

En él pudimos ver un poco de todo: desde colección de minerales, estudio del origen de la tierra, plantas, animales, fósiles. Cómo no, también hay ¡dinosaurios! Una muy interesante colección. Incluso tienen un dinosaurio animatrónico que parece estar vivo. 

Como es habitual en el Reino Unido, la entrada al Museo de Historia Natural es completamente gratuita. Aunque siempre hay un sitio donde puedes dejar dinero para ayudar a mantener el edificio y colecciones. Eso sí, nada nos libró de una cola que nos obligó a estar por fuera casi media hora (o más). Pero se puede aprovechar para hacer fotos a la fachada y alrededores. 

La espera merece la pena, os lo garantizo. Cuando uno entra en su enorme hall sabe que está en un lugar importante (si te gustan los museos, claro). Aunque podría estar mejor, y cualquier museo puede mejorar, es bastante interactivo. Ideal tanto para los niños como para los no tan niños. En este vídeo de nuestro recorrido podréis ver qué vimos con estos ojitos (¡y con la lente de esta cámara!).
 

 
Todo se encuentra perfectamente organizado en sus salas y si seguimos correctamente el orden casi parecerá que estamos recorriendo la historia de nuestro planeta y de todos los seres vivos que estamos (o han estado) en él. Aunque no seas muy amante de la biología, cuando salgas del Museo de Historia Natural algo en ti habrá cambiado ¡seguro!

Eso sí, una recomendación para visitar museos en Londres es dejarse de pensar “a la española” en lo que respecta al almuerzo. Todos los museos cierran entre las 17:00 y 18:00 aproximadamente. Y el Museo de Historia Natural no es una excepción. Por su tamaño vais a estar más de lo que podéis pensar (como pasa con algunos otros). Es por eso que mejor llevar algo ligero que consumir al mediodía. El almuerzo, para más tarde.

    • Web: National History Museum.
    • Precio: gratis.
    • Horario: 10 – 17.50, todos los días.

Autor entrada: Vacaciona2 - David

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *